Blogia
EL RINCÓN DE MIS PENSAMIENTOS

EL MUNDO FLUORESCENTE

Todo se va acabando, parece que con el año nuevo despido al año y a todos los subrayadores de colores fluorescentes, ¿por qué cuando más los necesitas te empiezan a fallar? Su rastro es tímido, no quieren hacerse notar, no muestran ese brillo característico y parecen no querer resaltar en el color blando y negro que inunda la página de los apuntes.

Ahí están, el amarillo, que a causa de que es el encargado de las fechas le han dado un mes más de plazo para hacer compañía al azul, que como tiene la función de señalar lso nombres (y en los apuntes de diagnostico hay muchos) supongo que su vida tal vez sea de quince días a lo sumo. Y por último el naranja, que no puede más, tantas palabras, tantas definiciones…creo que le ha tocado la enfermedad de las “letras consecutivas”, es decir, que una vez que subraya una tiene que seguir con todas las que están a continuación para que pueda cobrar sentido.

La verdad, es que si estos objetos tuvieran vida, sería una vida muy triste, y más aquellos que son transparentes y dejan ver el líquido que contienen, porque es como si su muerte fuera lenta, en la que poco a poco, van viendo el nivel o la rayita que va bajando.

Esta claro, definitivamente que yo sería un fluorescente morado, ¿por qué? Muy fácil, porque es de los que menos utiliza la gente o los que usan solo para pequeños títulos, así pues me quedaría en un cubito azul encima del escritorio hablando con nuevos fluorescentes que llegarían al marcharse el amarillo y el naranja, pobrecillos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres